Ante los violentos hechos ocurridos en la marcha por el Aborto Libre del 25/07


Las mujeres hemos estado luchando a lo largo de la historia para conquistar nuestros derechos que nos han sido prohibidos solo por el hecho de ser mujeres. No podíamos decidir por los gobernantes de nuestro país, ni podíamos anular el contrato matrimonial y, en general, no podíamos usar la esfera pública para trabajar, para la representación y menos aún para decir nuestro parecer sobre el acontecer nacional. Hoy, a pesar de nuestras luchas pasadas y presentes, a pesar de los derechos alcanzados, seguimos viviendo en una sociedad que no nos protege, que nos vulnera a diario y en donde se perpetúa la violencia y el abuso hacia las nosotras.

Como Comisión Chilena Pro-Derechos Juveniles-CODEJU asistimos el día de ayer, jueves 25 de Julio de 2018, a la marcha convocada por la Coordinadora Feministas en Lucha por el Aborto libre, legal, seguro y gratuito en nuestro país. A esta manifestación acudieron más de cincuenta mil personas, principalmente mujeres que defendemos nuestro derecho a decidir sobre nuestros cuerpos, y que creemos que la libertad posibilitará la justicia y los derechos que este sistema nos arrebata día a día.

La manifestación se llevó a cabo en completa tranquilidad, sin embargo se vio empañada y tristemente terminada por personas externas a la manifestación que nos convocaba. Grupos totalmente contrarios a la lucha por la libertad y derechos de las mujeres, se manifestaron de forma previa a la marcha repartiendo vísceras y sangre por el cordón de la alameda, además de propaganda neonazi y alzando barricadas para evitar el correcto desarrollo de la manifestación. Peor aún, al finalizar, se vió interrumpida por grupos de encapuchados infiltrados quienes con una violencia explícita apuñalaron a tres compañeras, teniendo que ser trasladadas a la posta central.

Como organización expresamos nuestro total repudio a este acto, que consideramos por lo bajo de odio, y principalmente un acto terrorista. Además, es repudiable que las fuerzas especiales de Carabineros de Chile aún replegándose en multitud y de forma exagerada a lo largo de toda la manifestación, frente a esta acción de violencia no hayan reaccionado de forma oportuna, previniéndola. Por suerte, las mujeres se encuentran fuera de riesgo vital, sin embargo, creemos que esta situación pudo perfectamente costarles la vida, y más grave aún es que los responsables no hayan sido identificados.

Resulta preocupante que tanto los representantes del Estado, como los Medios de Comunicación, no hayan reaccionado con un repudio instantáneo frente a una situación que atenta contra las mujeres que se manifiestan, evidenciando la invisibilización que se pretende hacer de nuestras demandas, además de lo poco que se ha avanzado socialmente en el reconocimiento de la mujer como un ente políticamente activo.

No existe justificación posible para lo ocurrido durante este miércoles, no existe razones para reaccionar con violencia física frente a una postura, menos para tildar de asesinas a compañeras activadas por una lucha, que lo único que busca es garantizar derechos y libertad para las mujeres de nuestro país. No permitiremos que nos acallen, que nos amedrenten y menos, que un derecho tan básico como es el de manifestarnos, se nos coarte. En este momento no nos queda más que solidarizar con las compañeras que fueron víctimas de este ataque y hacer un llamado a la sociedad civil a denunciar, apoyar y acompañar este proceso de reivindicación. De igual forma, exigimos a las autoridades no seguir haciendo vista gorda a la violencia que todas las mujeres vivimos cotidianamente en nuestro país y desarrollar todas las acciones necesarias para que se respeten los derechos humanos de las mujeres. Cada persona tiene un espacio de lucha y es una trinchera que debe ser usada por todes para que podamos construir un país mejor.

Comisión Chilena Pro-Derechos Juveniles. CODEJU

40 años defendiendo los derechos de niñes, adolescentes y jóvenes.